El amor no es para los débiles de corazón. El dolor de dejar ir a alguien que amas se queda con nosotros durante mucho tiempo. Sin embargo, hay maneras de superar la pérdida y encontrar la liberación sin que la angustia y la amargura se acumulen.

#1 Saber por qué tuviste que darte por vencido. Es difícil aceptar el fin de una relación cuando ni siquiera sabes por qué ha fallado. ¿Fue por ti? ¿Fue porque se acabó el amor? ¿Descubriste que te engañaba? Saber por qué se separaron vuestros caminos hace que sea más fácil aceptar la realidad.

#2 Acepta que lo hiciste lo mejor posible. Las relaciones son un trabajo duro. ¿Estás seguro de que hiciste lo mejor que pudiste y que no has hecho nada para daño a la otra parte, pero las
cosas tenían que terminar? Entonces no te queda más remedio que aceptar por qué las cosas tenían que ir por el camino que lo hicieron. Esto te da una oportunidad de dejar ir y seguir adelante.

#3 Es lo mejor para ti. Debes dejarte claro a ti mismo que algunas cosas simplemente no están destinadas a ser. A veces hay que dejar ir a alguien que amas, no importa lo mucho que le ames. Algún día, todo tendrá sentido. Ten esto en cuenta para que las emociones y los recuerdos no se apoderen de ti y te hagan hacer algo de lo que te arrepentirás.

#4 Aprende de la experiencia. No tiene sentido dejar ir a alguien que amas, pasando por todo el dolor, para luego volver a hacer lo mismo y experimentar todo el drama de nuevo. Siempre hay una lección en el proceso. Si no has podido obtener lo que deseabas de esta relación, al menos has aprendido algunas lecciones valiosas. Sigue buscando el amor a través de Internet en las páginas de citas o en otros sitios donde haya una gran variedad de personas. Lo peor que puedes hacer es quedarte pensando en lo sucedido y no avanzar en tu vida.

#5 Date todo el tiempo que necesites. Nada cura el dolor mejor que el tiempo. Sin embargo, pueden haber heridas tan profundas que sientas como que nunca se van a curar. Crees que te va a sentir de esa manera para siempre. Pero no es así. Lo superarás y las heridas más profundas perderán importancia con el tiempo.

#6 Mantente alejado de esa persona. Intentar superar tu relación con la persona que amas si siempre le tienes cerca no es posible. No vayas a los lugares donde se sabes que puedes encontrarle. Cambia tu rutina si es necesario y, sobre todo, no le aceches en las redes sociales.

#7 Sal con amigos. El amor de tu vida te ha dejado, pero eso no quiere decir que estés solo. Tienes amigos y familiares que te aman y se preocupan por ti. Mientras estabas en una relación, es posible que no hayas prestado suficiente atención a otras personas de tu alrededor. Ahora es el momento de volver a conectar y ponerte al día sobre todo lo que te has perdido. Ellos le ayudarán a olvidarte de tu dolor y te inspirarán.

#8 Conecta con gente nueva. No puedes bloquearte a ti mismo ante la idea de conocer a otras personas. No tengas miedo de hacer amigos y permitir que algunas amistades se convierten
en algo más. Tal vez la única manera de superar del todo tu anterior relación sea encontrando una nueva. No tengas miedo de eso. Puede que eso sea realmente todo lo que necesitas.